miércoles , 12 junio 2024
Testimonios Misión Reconstruyendo Esperanzas: Hna. Cynthia Addi Chanagea, SSpS

Testimonios Misión Reconstruyendo Esperanzas: Hna. Cynthia Addi Chanagea, SSpS

Es la primera vez que participo en este tipo de actividad misionera y estoy agradecida por esta oportunidad que se me ha ofrecido de acercarme a las personas.

Durante los encuentros vividos, tuve una mezcla de sentimientos. En mi primera visita a Valparaíso sentí el dolor de lo que la estaba pasando mientras escuchaba sus historias. En mis primeras dos noches, no pude dormir porque sus historias seguían reproduciéndose en mi mente. Me impresiono ver que, con todas las dificultades por las que están pasando, muchos de ellos, han comenzado de nuevo la vida con alegría y esperanza en el futuro.

Era increíble ver como se ayudaban unos a otros en reconstruir sus casas, los hijos ayudaban a sus padres y los padres ayudaban a sus suegros. También, me impresiono la forma en que algunos de ellos nos acogieron en sus casas y nos hicieron ver el nivel de avance que han alcanzado en la reconstrucción, aunque no nos conocen, pero querían que compartiéramos su progreso y su esperanza.

Otra cosa que me conmovió profundamente fue la forma en que compartieron abiertamente con nosotros, a pesar de que no nos conocían, lo que sucedió durante el incendio, como se sintieron en ese momento y su gratitud que sentían algunos en el momento de nuestra visita. Como se comportaron tanto hombres como mujeres durante el compartir, escuchándose unos a otros. Aunque algunos tenían esperanzas para el futuro, había otros que estaban más desanimados.

En algunos lugares, donde han comenzado a reconstruir sus casas, algunos comentaron que recibieron ayuda del gobierno, mientras que otros recibieron ayuda de la iglesia. Me parece valioso que el gobierno esté haciendo lo que puede ayudar a las personas en estos momentos difíciles. Así como la iglesia que también salió a atender sus necesidades en diversas áreas.

En algunas de las personas reconocí reacciones genuinas porque cuando traen regalos para ayudarlos, decían que no los necesitan, pero que dirigirán los regalos a las familias que podrían necesitarlos más. Al igual que durante nuestra visita, después de hablar con nosotros, algunos de ellos nos dirigían a casas que necesitaban a alguien con quien hablar. Esto demuestra lo consciente que son unos con otros en estos momentos.

Muchos de las personas que se vieron afectados por la pérdida de sus seres queridos, sintieron tanto dolor que pensaron en suicidarse. Ya no le veían sentido a esta vida. Otras realidades escuchadas es que algunas de estas personas que tienen hijos, han sido abandonadas, lo cual es una experiencia de mucho sufrimiento para ellos.

Todavía hay mucha gente que en este momento no tienen ningún lugar donde vivir, por lo que viven en pequeños espacios en casa de sus hijos. Sin embargo, no tienen esperanzas de reconstruir sus casas pronto porque no tienen dinero y no tienen ayuda de ninguna parte. La realidad es muy diversa entre los afectados por los incendios. Muchos siguen esperando que la ayuda del gobierno llegue.     

TESTIMONIOS SÍNODO

PODCAST REVISTA TESTIMONIO

MENSAJE FINAL LII ASAMBLEA

LINKS DE INTERÉS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Celebran los 100 años de la Congregación Apostolado Popular del Sagrado Corazón

La congregación Apostolado Popular del Sagrado Corazón celebró su aniversario número 100 con una Eucaristía la...

Papa Francisco

El Papa: Atentos a la tentación de encerrar al Espíritu Santo en cánones e instituciones

«La libertad no es hacer lo que uno quiere» y es verdadera...

Documento sobre el Sagrado Corazón, para un mundo «que ha perdido el corazón»

Al final de la audiencia general, el Papa anunció que en septiembre...

Semana Teológico Pastoral 2024: un llamado a llevar la alegría del Evangelio a la gran ciudad

Nuestra Arquidiócesis de Santiago se prepara para vivir una nueva Semana Teológico...