Verbitas

De manera virtual, laicos, religiosas y verbitas compartieron la Eucaristía en gratitud también por los 145 años de la SVD en el mundo.

Con un especial saludo del Superior General, padre Paulus Budi Kleden SVD, inició ayer la Eucaristía por los 120 años de servicio de los Misioneros del Verbo Divino en Chile y 145 de historia en el mundo. Su mensaje lo dirigió en representación del Consejo General para transmitir felicitaciones a la Provincia y resaltar el acontecimiento fundacional de la Sociedad del Verbo Divino con la Natividad de la Virgen María. “Espero que con esta celebración  podamos aprender más de la Virgen, Madre del Verbo Divino, sobre cómo escuchar al Señor, de cómo estar abiertos a la voluntad de Dios”, expresó.

El P. Paulus dijo que en este tiempo de incertidumbres por la pandemia debe haber un especial  proceso de discernimiento y una búsqueda conjunta de la voluntad del Señor. En ese sentido, exhortó a dejarse inspirar en el Verbo Divino y en  María. “Que los Santos Arnoldo Janssen y José Freinademetz, las beatas María Elena Stollenwerk y Josefa Hendrina Stenmanns y nuestros beatos mártires intercedan por nosotros”, agregó.

 Conmemoración

La Eucaristía fue presidida por el Padre Provincial Yuventus Kota SVD, quien desde la Casa Central se unió virtualmente con seminaristas, sacerdotes, laicos y religiosas  de congregaciones hermanas de todo el país que siguieron la misa a través de Zoom y Facebook.

En su homilía el Provincial convocó a la familia verbita a mantener confianza en Dios Uno y Trino, a permanecer enraizados con el Verbo Encarnado, vivir con el pueblo y por el pueblo y a seguir el ejemplo de María.

“El mundo actual, nos exige dirigir el timón de nuestro barco a la realización de grandes proyectos y a mirar al futuro con más optimismo, retomando nuestras raíces, apoyándonos en la Virgen María como estrella esplendorosa que nos guiará en la gran tarea de dejar aquello que nos enceguece: la comodidad y el deseo irresistible de placer y de poder,  el dinero que nos aprisiona con sus cadenas, la propaganda de este mundo frío y calculador, de lo fácil y lo cómodo”, manifestó.

Comunión

En la ocasión  se leyeron algunos saludos, entre ellos el de monseñor Guillermo Vera, obispo de la Diócesis de Iquique y el del padre Héctor Campos OFM Cap., presidente de la Conferencia de Religiosos y Religiosas de Chile (Conferre), quienes destacaron el carisma de la SVD y reconocieron la disponibilidad de los misioneros para asumir diversos desafíos pastorales.

Tras la acción de gracias los verbitas, desde sus respectivas comunidades, compartieron un almuerzo para coronar la principal e inaugural jornada de conmemoración jubilar  de cara a otras actividades que se realizarán durante el año.