viernes , 23 febrero 2024
el viento

Comentario Evangelio 12 de Marzo

Tercer Domingo de Cuaresma
“ENCUENTRO DE JESÚS CON LA SAMARITANA”
Juan  4, 5 – 42.

Hermana Cecilia Ancapán Elgueta
Religiosa Filipense

En este tercer Domingo de Cuaresma, la liturgia nos ofrece este hermoso texto del encuentro de Jesús con la mujer samaritana. Icono de una sociedad desolada e insatisfecha.

Jesús fatigado del camino se sienta al borde del pozo de Jacob, el escritor sagrado nos sitúa que es la hora del medio día, fue el momento en que esta mujer samaritana se acerca al pozo para sacar agua…

En ese momento es abordada por Jesús quien les pide agua para beber, petición a la que ella le responde y cuestiona porque era judío y ella samaritana, ya que estos pueblos no se relacionaban entre sí. ¿Cómo Él se atrevía a dirigirse a ella?  Jesús está siempre abierto a acoger a la persona, sin duda su actitud le devuelve la Dignidad con su cercanía y aceptación, sin discriminarla ni como mujer, ni cómo samaritana.

Por otra parte, Jesús revela el Don que Dios le regala, invitándola a mirar más allá de los que se ve, la invitación es a abrirse a lo novedoso y descubrir el gran regalo que Dios le quiere entregar, al escuchar al Señor y este gran anuncio para su vida ella acoge el regalo que Dios le estaba ofreciendo, momento que el diálogo se torna más profundo porque Jesús le muestra como en un espejo la realidad que está viviendo y que no da estabilidad a su vida. La historia de su vida, que pasa ante ella como una película con todos sus altos y bajos, y aunque ella se resistía a aceptar la realidad desvelada por Jesús, está consciente que su vida ha pasado ante ella sin faltar detalle alguno, es aquí donde ella se abre a la gracia de confiar y depositar su vida en las manos de Dios.

Este relato del encuentro de Jesús con la samaritana se nos regala a cada uno de nosotros creyentes, hombres y mujeres de fe, y nos invita a mirar y profundizar  nuestra propia realidad  a reconocer con corazón sencillo que en cada uno de nosotros vive una samaritana, es nuestra propia imagen que no se sacia con nada cuando buscamos fuera de Dios la plenitud, y que no quiere desvelarse ante Dios que sale a nuestro encuentro en las distintas etapas de la vida y nos muestra  el camino recorrido con nuestras infidelidades y pecados, la clave está en que si aceptamos y reconocemos nuestra realidad de pecado podremos comenzar un camino de conversión. Donde el agua viva que nos ofrece el Señor calmará nuestra sed y nos ayudará a vivir con gozo esta experiencia de salvación que nos viene de Dios.

Sin duda esta experiencia cambiará nuestra vida como cambió la vida de esta mujer que se convierte en anunciadora para sus Hermanos, de que Jesús es el Mesías y con ello convertirse en profeta de esperanza.

Este es también el llamado que el Señor nos hace hoy a cada hermano y hermana que nos hemos encontrado con el Mesías y salvador y que su presencia ha cambiado nuestra vida, llamada que se convierte en anuncio para tantos que viven sin ilusión y esperanza la vida.

Sin duda este tiempo de Cuaresma se hace más propicio para volvernos con mayor intensidad hacia el Señor que siempre se hace el encontradizo y no se cansa de buscarnos para ofrecernos su AMOR para ser derramado en medio de su pueblo.

Demos gracias a Dios por el gran regalo de su Palabra que es VIDA, no importa en que circunstancia nos encontremos. Buen camino de Cuaresma para todos y una bendecida semana.

el viento

TESTIMONIOS SÍNODO

MENSAJE FINAL LII ASAMBLEA

LINKS DE INTERÉS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

el viento

Comentario Evangelio 18 de Febrero

“Conviértanse y crean en la Buena Noticia”. Reflexión del evangelio según san...

el viento

Comentario Evangelio 11 de Febrero

Hermana Teresa Figueroa Martínez Carmelita Misionera El evangelio de este domingo se...

el viento

Comentario Evangelio 04 de Febrero

El poder sanador de Jesús en la vida cotidianaMc 1, 29-39 Hna....

el viento

Comentario Evangelio 28 de Enero

¿Qué es esto? ¡una nueva doctrina expuesta con autoridad! Mc 1,27b Hna....